El FUTURO y nuestro restaurante SOSTENIBLE

Estos dos meses de parón obligado me están dando para reflexionar sobre temas que normalmente no tengo tiempo. Uno de ellos es el FUTURO, en todos sus ámbitos.

En primer lugar, como proyecto, reajustando y adaptándonos al momento.Pero también a la SOSTENIBILIDAD y los restaurantes sostenibles y como serlo.

Es realmente asombroso ver como la naturaleza tiene la capacidad por si sola de regenerase a una velocidad brutal. Prueba de ello la calidad del aire,etc.. Todos hemos visto imágenes que hacia muchos años no se veían.

Ya hacia unos cuantos años que me preocupaba mucho el medio ambiente, pero hasta que no le ves las orejas al lobo no te terminas de concienciar. Y esto ha sido este año cuando realmente te empieza a FALTAR PRODUCTO QUE VENERAS.

Este parón para que nos ha servido, al menos a mí, de aviso para ver que así no llegaremos lejos, pero que aún tenemos la oportunidad de mirar al futuro y a la naturaleza desde otro prisma.

CUAL ES EL PRIMER PASO QUE VAMOS A DAR?

Este año me he propuesto reducir drásticamente el consumo de plástico en mi restaurante y buscar alternativas más sostenibles. Queremos ser un restaurante sostenible de verdad, darle este valor a nuestra cocina mediterránea y natural.

Y NUESTROS PROVEEDORES?

Siempre me he considerado un “guardián” del sabor, la tradición y de lo autóctono, tanto sea cultivado, criado, recolectado, recogido, cazado o pescado, pero AUTOCTÓNO. Seguimos defendiéndolo y apoyando al pequeño productor, recolector, ganadero, artesano y pescador RESPECTUOSO CON EL MEDIO AMBIENTE. Y denunciaremos al furtivo. Lamentable sigue existiendo que no respeta vedos, épocas de crías, tamaños etc… y que no crea riqueza, sino que la destruye, ¡¡¡pero alguien le compra!!! Hace competencia desleal a las que si respetan y pagan licencias e impuestos.

Seguiremos utilizando productos frescos, naturales, de temporada y a poder ser de cercanía, porque son garantía de calidad, frescura y trazabilidad.

En el Boom del Delivery me preocupa, no por el formato en sí, sino por los residuos, envases etc. de un solo uso, buscaremos solución biodegradable.

Todo eso será parte del futuro de Apicius, un pequeño, pero buen restaurante en Valencia,

Donde el comer bien es el protagonista. Pero el futuro de nuestro sector pasará por generar ofertas de calidad y CON ALMA. Eso nos hará ser únicos e insustituibles.

 

Valencia, junio 2020

Enrique Medina